23 Marzo 2020

Muchas personas buscan asesoramiento para invertir sus ahorros de una manera segura y rentable. En estos tiempos en los que los bancos prácticamente no pagan intereses y la bolsa se mueve en terrenos inestables, muchos ahorradores se deciden por comprar una segunda vivienda para alquilarla o para revenderla en un futuro.

El objetivo de la compra

Inversión, segunda residencia o una combinación de ambas. A todos nos apetece tener un chalé a las afueras para disfrutar cuando llega el fin de semana o las vacaciones. Quizás, nos hemos planteado alquilar esta segunda vivienda por semanas mientras nosotros no hagamos uso de esta o tal vez, la idea es alquilarla durante todo el año para obtener ingresos extras.

Ubicación

Tanto si queremos comprarla para el disfrute propio como para alquilarla, debemos tener en cuenta factores como la ubicación. Lo aconsejable sería que tuviese servicios cercanos (comercios, gasolineras, centros de salud) para no pasar mucho tiempo en el coche cada vez que sea necesario adquirir cualquier producto o servicio. A la hora de alquilar el inmueble, el precio de alquiler siempre será mayor si cuenta con los mencionados servicios cercanos.

Haz tus números

Es importante tener en cuenta todos los gastos que vamos a tener a raíz de esta inversión, como son seguros, IBI, comunidad, impuesto, etc. para fijar un precio máximo de compra cuando empecemos a visitar inmuebles de nuestro interés Redactar un presupuesto desglosado de antemano, nos permitirá no llevarnos sorpresas indeseadas.

 

Sea cual sea tu objetivo, la inversión en una segunda vivienda es sin duda, una de las mejores opciones de inversión. ¿Estás pensando en comprar una segunda propiedad? ¡Cuéntanos tu experiencia a través de nuestras redes sociales!

 

Uso de Cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para información estadística y mejorar tu navegación. Para continuar navegando debes aceptar nuestra política de cookies.

Aceptar Rechazar
923 049 105