15 Abril 2019

Si comprar una vivienda es un paso muy importante en tu vida, también lo es el hecho de firmar una hipoteca con una entidad bancaria. Si te encuentras en esta tesitura, debes conocer muy bien lo que implica antes de rubricar tu compromiso con el banco. Pero, antes de darte las claves que debes tener en cuenta, ¿sabes la diferencia entre préstamo e hipoteca? No te preocupes, desde Urbis inmobiliaria Salamanca, te lo explicamos de manera muy sencilla: un préstamo es la cantidad de dinero que entrega una entidad financiera a un particular a cambio de que lo devuelva a plazos según las condiciones pactadas, mientras que la hipoteca es la garantía que afianza las devoluciones de las cantidades entregadas como un préstamo.

Una vez que conocemos esta diferencia, vamos a abordar los cinco puntos clave antes de firmar una hipoteca:

 

INVESTIGA EL MERCADO

En este punto te plantearás cuestiones como: ¿Es un buen momento para comprar?, ¿Es comprar la mejor opción?, ¿Es adecuado el precio de la vivienda que quiero comprar?... Estudiar la situación actual del mercado inmobiliario es muy importante, así como conocer la situación real, catastral y registral de la vivienda que vamos a adquirir. Para ello, no dudes en solicitar una nota registral y acudir al catastro para que nos resuelvan cualquier tipo de duda.

 

CONOCE TU ECONOMÍA

Ahorrar antes de solicitar el préstamo puede ser una buena opción para tener que solicitar menos dinero a la entidad bancaria y que, por tanto, la hipoteca dure menos tiempo. También podemos poner dicha cantidad de ahorros en un depósito de plazo fijo y generar un beneficio antes de dar la entrada de la vivienda. Otro aspecto muy importante a tener en cuenta es conocer nuestra situación para responder cada mes a las cuotas de la hipoteca, que nunca deben superar el 30% del sueldo.

 

PIDE INFORMACIÓN EN VARIOS BANCOS

El hecho de visitar varias entidades bancarias nos permitirá poder hacer una comparación entre ellos y decantarnos por la más interesante. Además, en ese período de búsqueda y contrastación, aprenderemos conceptos como el de las comisiones, Euribor, intereses, cláusula suelo… Además, otro punto muy importante es saber si elegimos una hipoteca fija en la que siempre se paga la misma cuota, o una variable en la que la cuota puede cambiar en función de la evolución del Euribor.

 

PREGUNTA TODAS LAS DUDAS

Una vez que hemos recopilado toda la información necesaria en los bancos, nos surgirán dudas de todo tipo que debemos resolver con la ayuda de un profesional en la materia. Nunca firmes una hipoteca si no has resuelto todas esas incógnitas. Algunas de las cuestiones más frecuentes son ¿Cuál es la financiación máxima que me concederán?, ¿Plazo máximo para devolución de la hipoteca?, ¿Cuánto cuestan los gastos de apertura?, ¿Es necesario un aval?, … Debemos pedir respuesta a todas nuestras dudas y además, que nos queden todos los conceptos muy claros para poder negociar las condiciones de la hipoteca antes de firmar.

 

ACUDIR A PROFESIONALES

La figura del notario se antoja fundamental para que informe sobre la Ficha de Información Personal que nos ha facilitado la entidad bancaria con la que vayamos a firmar la hipoteca. El notario, que siempre será imparcial, nos informará de aquello que nos conviene, pero si necesitamos información más detallada y en profundidad podemos contratar a un abogado para que defienda nuestros intereses, ya que, al contrario que el notario, éste sí cobra por prestar ese servicio.

 

Una vez que hayamos dado estos cinco pasos, tengamos toda la información clara y ninguna duda nos impida dormir por las noches, estaremos preparados para firmar nuestra hipoteca.

 

 

Uso de Cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para información estadística y mejorar tu navegación. Para continuar navegando debes aceptar nuestra política de cookies.

Aceptar Rechazar
923 049 105